jueves, 16 de noviembre de 2017

El Rey a la Zarzuela.





Hil.
Buenos días, Don Sebastián.

Seb.
Buenos días, Don Hilarión ¿Qué se cuenta usted?

Hil.
Bueno, le diré. Tengo una noticia importante para nuestra común afición zarzuelera.

Seb.
¿Importante?

Hil.
Más que importante, trascendente. Mejor dicho, trascendente no, porque es confidencial y secreta.

Seb.
En tal caso, permítame usted, querido amigo: si es secreto, no debe ser noticia, porque …Bueno, bueno…

Hil.
Dejémonos de subterfugios lingüísticos-filosóficos y vayamos al fondo del asunto. Eso sí, confío en su discreción

Seb.
No sé preocupe usted, amigo mío, Yo, para los secretos soy una tumba.

Hil.
Mientras no sea una “tumba abierta”, como los ciclistas. En fin. La cosa es que me he enterado de que el Rey quiere ir a la Zarzuela.

Seb.
¿Cómo? ¿Qué el Rey quiere ir a la Zarzuela? ¿Y eso?

Hil.
Pues parece que por una cuestión de base histórica. Como la zarzuela la “inventó”, por así decirlo, Felipe IV, allá por los albores del siglo XVII, él, llamándose Felipe VI, ha pensado que la mejor manera de valorar el invento de su antepasado es conocerlo de cerca

Seb.
Ya, ya.

martes, 7 de noviembre de 2017

Pilar Lorengar. Una aragonesa en Berlín.

Pilar Lorengar. Una aragonesa en Berlín.

Sergio Castillo y Alejandro Martínez. Universidad de Zaragoza. Zaragoza, 2016. 200 págs.

Hace once años que nos dejó una de nuestras más grandes cantantes española: Pilar Lorengar (Zaragoza, 1928 – Berlín, 1996), soprano de voz potente capaz de llegar a todos los rincones de los más grandes escenarios, pero manejada con suavidad y delicadeza cuando era necesario. Una voz fresca, clara y transparente, y, al mismo tiempo, acariciadora y tierna. Una voz que, prácticamente nació al mundo del canto con la zarzuela. Una voz que cuando estrenó El canastillo de fresas, en 1951,  fue destacada por el crítico de ABC Antonio Fernández-Cid por “la frescura de su timbre encantador, la dicción sencilla, la facilidad y el brillo de sus agudos, el filado perfecto y la general finura”.

Al cumplirse el décimo aniversario de su muerte en la capital alemana, Sergio Castillo y Alejandro Martínez, miembros de la Asociación Aragonesa de la Ópera Miguel Fleta, han redactado una interesante biografía muy documentada; casi un diario de su vida profesional  que se articula en seis  capítulos: 1-De Zaragoza a Madrid. El nacimiento de una voz. 1928-1951; 2-Madrid. De la zarzuela a la ópera. 1951-1955; 3-El primer salto a Europa. Madrid se queda pequeño. 1955-1958; 4-Camino hacia su futuro: Berlín. 1958-1961; 5-Treinta años en Berlín. 1961-1991, y 6-Los adioses. 1991-1996.

En estos dos centenares de páginas, podemos conocer los comienzos de su carrera como cantante, que no fueron sencillos, su encuentro con la soprano madrileña Ángeles Ottein (1895–1981) que fue su primer y verdadera maestra y con el malogrado director de orquesta Ataúlfo Argenta (1913-1958) que contó con ella para llevar a cabo la grabación de muchas zarzuelas.  Después vendría el gran paso a la ópera, presentándose en los mejores coliseos de Europa y de los Estados Unidos de América para recalar en la Deutsche Oper de Berlín a la que estuvo ligada durante más de 30 años, muchos de ellos bajo la guía de Jesús López Cobos, director musical de ese teatro entre 1984 y 1988.

La biografía nos da a conocer detalles de su persona; por ellos sabemos que era una mujer bella, siempre alegre y de una gran fortaleza, pero sobre todo que además de sus excepcionalidades cualidades vocales era un profesional serie y responsable.

Quienes tuvieran ocasión de escucharla en vivo seguro que recordarán los matices de su línea de canto y quienes la vieran en escena, su capacidad interpretando los grandes personajes de su repertorio. Quienes no hayan tenido esa suerte pueden escucharla en cualquiera de sus 40 grabaciones discográficas de zarzuela entre obras completas y recitales, 24 de óperas y  5 videos también de ópera.

Al detallado trabajo de Sergio Castillo y Alejandro Martínez une el libro un prólogo de Plácido Domingo y el epílogo Jesús López Cobos, su amigo y compañero en la capital alemana. Se añade una completa discografía, una detallada cronología y una amplia y atractiva documentación gráfica (casi 70 fotos) procedente de diversas colecciones particulares. Un trabajo muy interesante que hacía falta, pues no hay bibliografía de una de nuestras más grandes cantantes. Un libro de referencia para futuros estudios sobre la soprano aragonesa, que esperamos no tarden en aparecer.  J.P.M.


lunes, 23 de octubre de 2017

"Curro el de Lora", en solfa.





El Instituto de Ciencias Musicales de la Universidad Complutense acaba de presentar la edición de la partitura crítica de una de las grandes zarzuelas del pasado siglo: Curro el de Lora, del maestro Alonso.

Esta obra, la mejor de cuantas escribió el compositor granadino, según su propio criterio, fue estrenada en Apolo en 1925 y no obtuvo elreconocimiento que sus valores musicales merecen. La razón hay que buscarla en que el público madrileño esperaba de Francisco Alonso una obra en su estilo más superficial, en la línea de sus grandes revistas como Las Leandras o en sus conocidas  zarzuelas como La parranda, La calesera, La linda tapada… Pero no, Curro el de Lora era otra cosa, una obra grandiosa, con música exigente escrita para verdaderos cantantes líricos, con una orquestación poderosa y colorista, y con unas necesidades espectaculares: una orquesta importante, un gran coro, un coro de niños, y un órgano para la escena final, y hasta una cantante flamenca.

Tuvieron que pasar muchos años hasta que por especial interés de sus herederos, con el desaparecido Paco Alonso hijo, a la cabeza, se pudiera escuchar Curro en Madrid. Fue el 3 de septiembre de 2007, en versión de concierto en el Teatro Monumental, interpretada por Elisabete Matos, Ruth Rosique, Esperanza Fernández, José Julián Frontal y Tomeu Bibiloni, como solistas, además de la Escolanía del Recuerdo y la Orquesta y Coro de la RTVE Española, todos bajo la dirección de Juan de Udaeta.

Precisamente Juan de Udaeta ha sido quien ha realizado la partitura crítica a que ahora hacemos referencia. Una partitura que significa la posibilidad de que Curro pueda subir a un escenario, porque como muy dijo el profesor Emilio Casares en la presentación del libro, una zarzuela sin partitura no existe.
De izquierda a derecha: G.Torrente, F.García de la Vega, J.Udaeta, C.Alonso,M.L González Peña y E.Casares.
 La presentación tuvo lugar en la Sala Manuel de Falla de la SGAE, el pasado 18 de octubre. En ella intervinieron el ya citado Emilio Casares, antiguo director del ICCMU; Juan de Udaeta, director de orquesta, María Luz González Peña, directora del CEDOA, de SGAE; Álvaro Torrente, actual director del ICCMU, Ricardo García de la Vega, realizador de Tv, y Carmen Alonso, hija del compositor.

Enhorabuena por la publicación y ojalá podamos ver esta imponente zarzuela en un buen teatro. J.P.M.

domingo, 22 de octubre de 2017

La sencillez de lo espectacular y lo divertido.



El cantor de México. (Opereta en dos actos. Texto de Félix Gandera y Raymond Vincy (versión libre de Emilio Sagi).Cantables de Raymond Vincy y Henri Wernert (traducción al español de Enrique Viana)  Música de Francis López.
Intérpretes: R. de Palma, S. de Munck, A Goya, J. L. Sola, L. Álvarez, M. Esteve.
Equipo técnico y artístico. Dirección de escena: Emilio Sagi. Escenografía: Daniel Bianco. Vestuario: Renata Schussheim. Iluminación: Eduardo Bravo. Coreografía: Nuria Castejón. Coro titular del Teatro de la Zarzuela (Dtor.: Antonio Fauró). Orquesta de la Comunidad de Madrid. Director musical: Óliver Díaz. Teatro de la Zarzuela, 19-10-2017.

El Teatro de la Zarzuela, de Madrid, ha abierto su temporada con la opereta El cantor de México, creada por Francis López (1918-1995), en 1951, para el lucimiento de un formidable tenor de voz privilegiada y personaje mediático: Luis Mariano (Irún, Guipúzcoa, 1914–París, 1970). La versión ofrecida ha sido la que Emilio Sagi presentó en el parisino Teatro del Châtelet en 2006. Espectáculo de leve e intrascendente línea argumental, cumple perfectamente con su finalidad: divertir y entretener y llenar el teatro (creo haber leído que cuando se estrenó llegó a las 800 representaciones). Todo eso lo consiguió el día reseñado; todos los números fueron aplaudidos y la mayoría de ellos con particular entusiasmo. Desde el punto de vista musical, El cantor de México, responde a las premisas básicas de la opereta francesa: fantasía en la historia y variedad en los números musicales que se nutren de formas variadas: valses, un par de canciones vascas, fandango, bolero y varias canciones melódicas para especial lucimiento de los protagonistas.

martes, 10 de octubre de 2017

Fundación March: Tempoara 2017-18.




·       Transmisiones: Radio Clásica, Catalunya Radio y streaming (www.march.es/directo).
·       Actividades abiertas al público y gratuitas.
·       Música de todo tiempo, estilo y formato.
·       Atención especial a la música española.
·       Oportunidad a jóvenes intérpretes.
·       Toda la información en www.march.es/musica


Ha comenzado la temporada de conciertos promovidos por la Fundación Juan March, con una oferta verdaderamente extraordinaria, variada y atractiva tanto por el número de sus conciertos como por el contenido y la intencionalidad de muchos de ellos.

Dos conciertos extraordinarios enmarcan los cuatro grandes apartados en que se estructura la temporada. El primero de dichos conciertos se celebró el pasado 27 de septiembre y presentó al tenor Christoph Prégardien, acompañado al piano por Julius Drake; el de cierre (6-6-2018), también dedicado a Schubert tendrá como protagonista a la pianista Elisabeth Leonskaja. Entre ambos 149 espectáculos que resumimos a continuación.